Volando y sin alas..!

   La vida te pone aprueba muchas veces, a veces con golpes duros de sobrevivir. Pero solemos tener miedo a fracasar y que las cosas salgan mal. Pero al final te dices a ti mismo que ”si no arriesgas no ganas”. Por eso, al final todos nos lanzamos y esperamos poder volar, llegar a lo más alto y sentirnos bien. Porque si no es así, caeremos como piedras haciéndonos heridas que a veces ni el tiempo es capaz de curar.

Y es que durante la caída nos preguntamos: ¿se puede saber por qué he saltado? Pero aquí estoy, cayendo lentamente cuando las circunstancias pueden conmigo, o más bien, me dejo vencer. Y sólo hay una persona que puede hacerme creer que vuelo: esa eres tú.

El tiempo funciona sin pilas ni cuerda de reloj. Los trenes no esperan y se largan. Los capuchones de los bolígrafos se pierden. Las palabras son inversamente proporcionales a todo lo que queremos decir. La batería de los móviles siempre falla o se estropean enseguida. Las miradas ya son sin compromisos. Las drogas un medio de vida. La música pierde interés por sus letras. Los zapatos se desgastan de tantas vueltas. El amor se denuncia por malos tratos. Los sueños siempre llegan con retraso. El pasado te hace rebobinar tu vida. Los días martes y trece conspiran contra a ti en mla suerte. Los besos se agotan. La esperanza desespera. Las leyes se imponen sin venir a cuento. El tabaco perjudica y mata. Los lunes son odiosos, después de un fin de semana. Las relaciones se destiñen. Los compromisos se desentienden. Las luces se funden. Tu maleta pesa más de la cuenta. Los autobuses marean. Los sentimientos se confunden. Los semáforos siempre se ponen colorados si los miras. Los bordillos están dónde no te los esperas. Las prisas te retrasan. Las personas malas son muy malos y las personas buenas no son tan buenos en realidad.

Pero por una sola sonrisa, o por un solo momento de felicidad, aunque sea por un instante, por eso vale la pena vivir cada día.

Hay momentos en los que todo parece maravilloso, momentos en los que tu sonrisa no se borra de tu cara y que con verla otros de verte feliz, sonríen. Momentos en los que te miras al espejo y te ves guapa, te sientes guapa porque simplemente te sientes bien interiormente.

Momentos en los que sientes que puedes volar. Momentos en los que tu corazón parece tener vida propia e intenta escapar. Momentos en los que aquellas cosas que tu considerabas cursis y empalagosas empiezan a tener su encanto.

Momentos en que todo lo que hay a tu alrededor no importa, te da igual lo que pase en el mundo solo tienes una cosa en la mente y no sólo en tu mente también en tu corazón.

¿Y sabes por qué pasan todas estas cosas? Si, lo has adivinado, estás enamorada y sólo quieres formar a ser un ángel guardian de tu alma.

Ser tu ángel guardián, aquella que te cuide desde arriba, desde abajo, y desde cualquier ángulo. Ser tu abrigo para el invierno, y tu sol de cada mañana. Ser tu amanecer, tu atardecer, un pequeño pajarillo que se pose sobre tu ventana..
Ser tu mano tendida, para ayudarte a levantar si caes por las piedras del camino, ser tus escaleras para que cruzes cualquier muro, ser quien seque tus tardes tristes con 500 toneladas de paquetes de “Clinex”, ser tu sueño para que sean placenteros, ser tu almohada con la que conversar cuando te sientas solo, o cuando tengas que consultar algo.. Ser cualquier estación del año, la que más te guste, y hacerla lo más duradera para ti.

Ser agua para calmar tu sed, ser tu sombra si es necesario, ser tu escudo en la batalla.. Sertodo lo que necesites, ser tu ángel guardián.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: