Extrañando!

Una de las cosas que más me hace falta, cuando te vas fuera del país aparte de la familia, panas, la comida y el tiempo.. es la rumba. Salir a rumbear, es distinto en mi país a otros lados, por ejemplo estar en España y qué ladilla!
Si sales a rumbear acá, hay varios personajes -no todos- los que se quieren beber todo como si se fuera acabar el licor en el mundo, o beben hasta el agua de los jarrones, como suelen decir, los otros que no bailan ni los ojos y parecen estatuas, los que sólo saltan y creen que saben bailar, los que se emborrachan, van pedos y se creen que salir corriendo de una esquina a la otra y chocar de frente con sus amiguitos es divertido, y, a esos que salen de rumba a darse de carajazos, o trifulca como divertimiento; aquellos que sólo beben y beben y beben, hasta caer muertos del coma etílico. Los otros personajes, son los típicos casanova de Discoteca o Pubs que sólo van a ver a quién llevarse para su casa un rato, por no decir a la cama, están los que sólo miran, y se les pone ojos saltones, saliendose de las orbitas ya que ni bailan ni tienen ritmo, además que no tienen con quién y lo único que pueden tomar es una coca cola, porque les toca manejar, así que, sólo ven. Y hay otro personaje, que es áquel que se fué a unas clases de baile de salón, y se cree que es mejor bailarín que nadie.
Y las mujeres, por estos lados del mundo, las mujeres cuando se toman unos tragos de repente se vuelven loquitas, no digo que en otros lugares no, pero por acá es más frecuente, bueno, les da por bailar con la amiga con que se fueron a rumbear, al mejor estilo de un porno-vídeo lésbico, si no saben bailar no importa porque ellas hacen el rídiculo igualito, hay que llamar la atención, si bailan entonces no pueden ver a un pana tostaíto o de un bien merecido color negro, porque parece que lo que más o menos aprendieron a mover las caderas, se lo quieren enseñar allí mismo al susodicho. Hay otras mujeres que les da por quitarse algo de sus prendas de vestir, otras que se prestan para ser lanzadas por su grupo de amigos de un lado para el otro, porque repito como no bailan y no tienen otro concepto de rumba que beber, volverse mierda y darse golpes unos con otros, entonces se dejan.
Sin embargo, en mi rumba venezolana, bailé, hablé, tomé refrigerio, seguí bailando, es que somos diferentes totalmente, nuestro concepto de fiesta, es bailar y disfrutar de la compañía, de amigos, familiares, pareja, pero es disfrutar, es pasarla bien. Por eso, es que pasamos la noche bailando y tomando, para luego terminar en la arepera más cercana. Cuando estaba allá, terminaba en la playa con mis panas, Venezuela es Venezuela. Pero lo crucial, es que, por lo menos vas a un sitio en mi país, y te ponen salsa, merengue, rock en español, en inglés, tambores de la costa y todo lo que sea bailable y lo que no. Por estos lares, nada de eso, o te vas a un sitio lounge, o de música electrónica y si quieres echar un pie uno latino donde muchas veces la música se torna repetitiva. No me lo calo!
En pocas palabras te extraño mi Venezuela!

Estoy un poco arrecha (malhumorada),  brava.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: